Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar el análisis de uso y de medición de nuestra web.
Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.

¡Enganchados a las redes sociales!

Las redes sociales son todo un referente de comunicación y socialización entre los jóvenes. Cada vez son más populares porque facilitan que los jóvenes compartan entre ellos fotos, vídeos, y mensajes. Son un auténtico reclamo y, nuestros hijos, auténticos expertos en su uso.

El fenómeno de las redes sociales evidencia el cambio de los gustos de los adolescentes a los nuevos tiempos. Ya no les entretiene ver la tele, escuchar música o leer un libro; ahora pasan horas frente al ordenador: unas estudiando, y otras, conectados a distintas redes sociales que les permiten 'hablar' con amigos virtuales por todo el mundo.

La conclusión es que las redes sociales no son ni buenas ni malas. Todo depende del uso que se haga de ellas. Hay que saber utilizarlas con inteligencia, seriedad y seguridad para que influyan positivamente en nuestros hijos. Primero porque es una manera de controlar una herramienta tecnológica que les será muy útil en su posterior desarrollo profesional. Y segundo, porque es una manera de romper ciertas barreras para jóvenes con problemas de timidez, complejos para encontrar amigos, con afinidades peculiares... Y por último, tienen un carácter colaborativo, se aprende a trabajar en equipo, porque todo se comparte en la red: música, apuntes de clase; fotos...

Consejos para los padres

La preocupación de los padres por saber qué hacen sus hijos en las redes sociales y con quiénes chatean es normal. Nuestra obligación es protegerlos del uso indebido por parte de terceras personas pero siempre respetando su intimidad. ¿Qué hacer para reducir esos riesgos?

  1. Conocer bien las redes sociales a las que están conectados sus hijos: en qué consisten, cómo funcionan, cómo se accede a ellas....
  2. Dialogar con ellos es esencial. Así evitamos que se sientan espiados. Lo mejor es pregúntales abiertamente qué hacen y con quién hablan. Hay que lograr que sean ellos quienes nos inviten a ver su perfil de Internet y a seguir sus conversaciones. Hay padres que optan por meterse ellos mismos en dichas redes para obtener esa información, pero lo mejor es hablarlo.
  3. Limitar las horas y la duración de las sesiones; qué tipo de información pueden consultar o subir a la red y, por supuesto, con quién o quiénes pueden contactar.


Las redes sociales de más éxito en España:
  1. Tuenti: Tiene un estricto control de privacidad y la limitación de las relaciones entre usuarios por rango de edad dificulta que los adolescentes se pongan en contacto con personas no deseadas.
  2. Facebook: Muy popular entre los jóvenes. Es una página cerrada a la que se accede por invitación expresa en cada contacto. Esto cierra, en principio, la entrada a posibles peligros, o por lo menos la limita.
  3. Twitter: Aplicación gratuita de microblogging que permite a sus usuarios estar en contacto en tiempo real con personas de su interés a través de mensajes breves de texto.

Más para tus hijos
No te pierdas nada
Únete a nuestro...
Síguenos en...

Para estar a la última de nuestras novedades, promociones y ¡mucho más!

Para seguir los avances y el día a día del bebé protagonista de el Babygram.

Para aprender muchísimo con nuestro vídeos didácticos.

Sobre
nosotros
Para
tus hijos
Para mujer Para adultos
y mayores
Para
profesionales
Contacto