Cuando empezamos a ver que las reglas son irregulares, sangramos más de la cuenta, la menstruación desaparece durante meses ya intuimos que la menopausia se acerca. No pasa nada, es una etapa más de la mujer, pero a veces esta no es del todo agradable ya que aparecen una serie de síntomas que pueden hacer que nuestra vida se altere.

Os voy a enumerar los síntomas más frecuentes y la manera natural de solucionarlo.

Sofocaciones y sudoración nocturna:

  • Evitar estar en habitaciones con temperatura elevada, o donde se vaya a usar calefacción.
  • Evitar tomar bebidas calientes.
  • Usar toallitas húmedas frías en el cuello
  • Vestirse por capas, para poder quitarse alguna si siente calor.
  • No fumar

 

Estado de ánimo depresivo:

  • Realizar ejercicio aeróbico habitualmente
  • Mantenerse activa
  • Buscar ayuda psicológica si se precisa

 

Trastornos del sueño:

  • Tener un hábito del sueño saludable, a veces es mejor evitar la siesta
  • Evitar tomar alcohol y bebidas con cafeína
  • Realizar deporte aeróbico habitualmente

 

Sequedad vaginal:

  • Tener relaciones sexuales o masturbarse puede mantener una vagina hidratada
  • Usar hidratantes vaginales

 

Cuando tener una dieta equilibrada y saludable, realizar ejercicio habitualmente, mantenerse activa y dejar de fumar no son suficientes y aún presentamos síntomas de menopausia que nos limitan la vida podemos usar complementos alimentarios como la Cimicífuga racemosa que es una especie vegetal que ayuda a paliar estos síntomas y es una alternativa natural a las isoflavonas de soja.

Sobre todo es importante saber que esta etapa pasará y todo se estabilizará. Se trata de un paso más en la vida de la mujer.

 

 

Dra. Alicia Esparza. Ginecóloga y obstetra.