Escrito por Sonia March y Mónica Peitx.

Los antioxidantes son un grupo de vitaminas, minerales, colorantes naturales y otros compuestos de vegetales que tienen la capacidad de retardar o prevenir la oxidación en presencia de oxígeno, bloqueando el efecto perjudicial de los denominados radicales libres.

Hábitos como practicar ejercicio físico intenso, el tabaquismo, el consumo de dietas ricas en grasas y la alta exposición a las radiaciones solares, también la contaminación ambiental, aumentan la producción de radicales libres.

Los antioxidantes se encuentran en alimentos vegetales, siendo muy beneficioso incluir en nuestra dieta las frutas, legumbres, verduras, hortalizas y cereales integrales para contrarrestar el efecto nocivo de la oxidación y reducción de radicales libres.

Entre los antioxidantes más importantes destacan:

Vitamina C: Se encuentran en frutas y verduras, frescas y crudas, como guayaba, kiwi, mango, piña, caqui, cítricos, melón, fresas, pimientos, tomate, entre otras.
Vitamina E (tocoferol): vegetales de hoja verde, frutos secos, germen de trigo, aceite de soja, germen de cereales o cereales de grano entero y aceite de oliva.
Betacaroteno o “provitamina A”: Son las verduras de color verde o coloración rojo-anaranjado-amarillento (zanahoria, espinacas, calabaza, etc.), y cierta frutas (albaricoques, cerezas, melón).
Se ha investigado científicamente el papel que juegan estas vitaminas y algunos minerales, como el selenio y el zinc, en las patologías cardiovasculares, en numerosos tipos de cáncer, también en el Sida e incluso en otras directamente asociadas con el proceso de envejecimiento, como las cataratas o las alteraciones del sistema nervioso.
Cabe resaltar que a pesar de que la ingesta de alimentos ricos en antioxidantes disminuye el riesgo de ciertas patologías, no podemos modificar el deterioro normal que conlleva la vejez. Tampoco hay evidencia científica de que un consumo elevado de antioxidantes permita que vivamos más años, aunque algunos investigadores consideran que permiten que los vivamos en mejores condiciones físicas y mentales.
Lo más correcto, por supuesto, es seguir una alimentación variada y equilibrada, en la que no falten los alimentos de origen vegetal.
Sin embargo, no siempre es fácil, por lo que en aquellos casos en los que no resulte posible, puede ser interesante recurrir a los complementos alimenticios ricos en antioxidantes, como es el caso de DONNAPlus+ Antioxidante.