¿Con cuánto tiempo de antelación debemos prepararnos si queremos planificar un  embarazo? Aunque no hay un tiempo determinado, se recomienda hacerlo con una antelación de entre 3 y 6 meses, incluyendo no sólo la preparación física y afectiva sino también la nutricional.

Una valoración preconcepcional a todos los niveles contribuye a detectar situaciones carenciales o deficitarias del organismo.

En este tipo de valoraciones se realiza una analítica completa y se revisa, por ejemplo, el peso de la mujer ya que tanto la extremada delgadez como el sobrepeso, parecen tener una influencia negativa en la capacidad de fecundar. Lo ideal es poder llegar con normopeso al embarazo, manteniendo una dieta equilibrada.  Por eso, es recomendable no realizar dietas que excluyan algún macronutriente o que por lo contrario se centren sólo en la ingesta en un grupo reducido de alimentos.

Asimismo, durante esta etapa es aconsejable aumentar la ingesta de ciertos nutrientes como los de la siguiente lista y corregir los posibles déficits de los mismos.

  • Vitaminas y minerales.
  • Ácido fólico.
  • Ácidos grasos omega-3 (DHA).
  • Hierro.
  • Calcio.
  • Antioxidantes.

A continuación, te damos cuatro consejos a seguir durante esta etapa:

Como hemos comentado al principio, es conveniente preparar el cuerpo a nivel físico por lo que reserva un rato cada día para realizar algo de ejercicio.

Reduce el consumo de alcohol, tabaco y las bebidas excitantes (con cafeína) pues parece ser que este tipo de sustancias disminuyen la circulación de sangre hacia el útero.

Incluye productos integrales (pan, pasta, cereales) en tu dieta, sobre todo si eres propensa al estreñimiento

Mantén un consumo regular de pescado, sobre todo de pescado azul (sardinas, anchoas…) pues son fuente de ácidos grasos omega-3 (DHA).

Intenta comer 5 raciones al día entre frutas y verduras y si son frescas, mucho mejor. Las frutas y verduras nos aportan gran número de vitaminas y minerales y además son ricas en antioxidantes que protegen y reparan los daños de las células de tu organismo y por ende, de los órganos involucrados en la reproducción.

En el caso de que tu consumo de frutas y verduras sea bajo por alguna circunstancia en concreto, consulta con tu médico por si creyera necesario recomendarte algún complejo multivitamínico (tipo prenatal) para llegar a las necesidades diarias de este tipo de nutrientes.

Por si te resulta de utilidad, te informamos de que en Laboratorios Ordesa contamos con un complemento alimenticio llamado DHAVit que ayuda a mantener niveles óptimos de vitaminas D, A, E y DHA.

Si estás más interesada en este tema, ¡no te pierdas los próximos post!