¿Este biberón tiene BPA? Es una pregunta a la que los farmacéuticos y otras personas dedicadas a la alimentación infantil responden diariamente y es que ya llevamos bastante tiempo escuchando en diversos medios de comunicación noticias e investigaciones sobre la prohibición o no del BPA. Pero, ¿qué es exactamente el BPA? ¿qué riesgos tiene? ¿dónde está presente?

El BPA o bisfenol A es un compuesto químico que desde hace muchos años forma parte de la composición de algunos tipos de plásticos rígidos y transparentes (policarbonatos), utilizados en la fabricación de recipientes para alimentos, botellas retornables de bebidas, biberones y otros tipos de utensilios y envases.

Todos los materiales que entran en contacto con los alimentos, en mayor o medida pueden ceder pequeñas cantidades de sus componentes a los alimentos, con el riesgo de poder ser ingeridos y más aún cuando se someten a altas temperaturas.

Tras varias investigaciones a lo largo de los años por parte de diversos organismos entre los que se encuentra la Agencia Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA), no existe información científica clara y concluyente sobre la migración del BPA de los recipientes a los alimentos y de los riesgos que ésta podría producir tanto en niños como en adultos.

Sin embargo, como medida de precaución, se ha decidido prohibir el uso del bisfenol A en la fabricación de biberones destinados a la alimentación infantil ya que los posibles efectos tóxicos pueden ser mayores en niños ya que los lactantes entre 3 y 6 meses alimentados con biberones de policarbonato son los más expuestos al bisfenol A

Esta orden está vigente en España desde marzo del pasado año 2011, fecha en la cual muchos fabricantes de biberones ya habían garantizado la ausencia de BPA en sus productos, para los que utilizan otros tipos de plástico o vidrio.

Por tanto, no es necesario alarmarse, pero si dispones en casa de algún biberón sobre el que dudas si podría contener BPA, te aconsejamos que consultes con el fabricante, y en caso de que lo contenga, lo sustituyas por uno que asegure la ausencia de este compuesto.

Puedes conseguir más información sobre las características a tener en cuenta a la hora de elegir el biberón más adecuado para tu bebé.