Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar análisis de uso y de medición de nuestra web para mejorar nuestros servicios.
Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.

¿Cómo prevenir la bronquiolitis?

 ¿Cómo prevenir la bronquiolitis?

Esta enfermedad vírica respiratoria es muy común en bebés menores de 6 meses. Sus síntomas son similares a los de un resfriado y su transmisión se hace por contacto. Adoptar una serie de medidas en los meses de invierno puede ayudar a prevenir su contagio.

La bronquiolitis o bronquitis es una infección respiratoria con una causa vírica. El virus más frecuente que la provoca es el Virus Respiratorio Sincitial (VRS), que suele tener más prevalencia en los meses de invierno y primeros de la primavera.

Es una afección frecuente en niños menores de 2 años y, especialmente, en bebés menores de 6 meses. No suele durar más de dos semanas y sus síntomas son similares a los de un resfriado, como tos, mocos y, a veces, fiebre que suelen empeorar a partir del segundo o tercer día e ir disipándose después de una semana de su aparición.

¿Cómo prevenirla?

El contagio de esta enfermedad respiratoria vírica se produce por contacto (manos, saliva…). Para reducir el riesgo de que tu bebé se contagie, lo mejor es adoptar medidas de precaución en los meses de invierno e inicio de la primavera (noviembre a marzo), como:

  • Mantén especiales precauciones en bebés menores de 3 meses.
  • Evita, en la medida que puedas, el contacto de cualquier persona resfriada con el bebé e intenta mantener en tu casa una higiene frecuente de manos.
  • Intenta evitar espacios con aglomeraciones de gente (como centros comerciales) y permanecer con tu bebé mucho tiempo en salas de espera médicas, en las que esté rodeado de niños enfermos. Una opción puede ser que un amigo o familiar espere el turno en la sala o que acudas a primera o última hora, cuando hay menos gente.
  • Intenta lavarte las manos con agua y jabón antes de tocar al bebé o sus utensilios. Esta es una de las medidas más efectivas para evitar el contagio. 
  • Haz de tu casa un espacio libre de tabaco para evitar agravar posibles enfermedades que afectan a la respiración, como la bronquiolitis.

 

Fuentes:

Compartir

Comentarios

Escribe tu respuesta

Sobre
nosotros
Para
tus hijos
Para mujer Para adultos
y mayores
Para
profesionales
Contacto